16 de junio de 2011

Las muestras son para el verano

No ha entrado todavía el verano, pero ya empezamos a sentir su cercanía con las temperaturas que nos acosan en toda la Península.


El verano es una época estupenda para rodearse de agua fresca, y en Geosfera no se nos ocurre mejor trabajo para librarnos del sofocante calor que procesar muestras micropaleontológicas. Y es que si algo necesitamos para procesar las muestras es agua, así que estamos aprovechando estos días para lavar kilos y kilos de arcillas que hemos recogido en algunos de los seguimientos paleontológicos que estamos realizando actualmente.

Estos trabajos se centran en Los tramos 3 y 6 del Segundo Anillo Principal de Distribución de Agua Potable de la Comunidad de Madrid, y en la construcción de viviendas del Ensanche de Vallecas. Los realizamos en colaboración con la empresa ARGEA Consultores y BARAKA Arqueólogos respectivamente.

Como comentamos en el título, el verano es la época ideal para realizar estos trabajos, en primer lugar porque una de las condiciones fundamentales para que las arcillas se laven fácilmente es que estén muy secas, de esta manera al introducirlas de nuevo en agua conseguimos que se disgreguen completamente. Pero además, al trabajar con agua que suele estar muy fría, los periodos estivales son perfectos ya que nos ayudan a contrarrestar el bochorno.

Esperamos que además de trabajar sin calores, pronto podamos tener los resultados de estas muestras y compartirlos en el blog.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada