30 de agosto de 2012

Parque Geológico de Aliaga (1ª parte)

Parque Geológico de Aliaga
Después de visitar Dinópolis nos dirigimos al Parque Geológico de Aliaga. Situado en el corazón de Teruel, este Parque, pionero en cuanto a la red de Parques Geológicos en España, se creó en 1993, gracias a la iniciativa del Ayuntamiento de Aliaga, el Departamento de Geología de la Universidad de Zaragoza, y cofinanciado por el Gobierno de Aragón y el programa LEADER de la Comunidad Europea. Los objetivos generales son divulgar la geología, facilitar su observación y comprensión, y proteger los espacios y puntos geológicos de mayor interés, formando parte del Parque Cultural de Maestrazgo, proyecto más amplio de conservación y divulgación del patrimonio.

De manera más específica, el objetivo del Parque Geológico es dar a conocer la geología de la zona a profesores, estudiantes y público no especializado, estableciendo una serie de recorridos señalizados y ofreciendo documentación de apoyo a nivel científico, didáctico y divulgativo.

Habiendo estudiado Ciencias Geológicas como es nuestro caso, resulta imposible no haber oído hablar de Aliaga, aunque hasta este pasado fin de semana no habíamos tenido la oportunidad de visitarlo directamente. El parque presenta una geología privilegiada, tanto por la calidad y accesibilidad de los afloramientos, como por la espectacularidad del paisaje, en el que la aternancia de materiales cretácicos de distinta consistencia, junto a la deformación sufrida en diversas fases orogénicas y la erosión diferencial, crean un paisaje de crestas calcáreas plegadas, situadas en ocasiones en posición vertical. Estas singularidades ya fueron apreciadas en tiempos musulmanes, época a partir de la cual Aliaga ha estado poblada de forma contínua, y de la que deriva su nombre Alulgha, que significa valle retorcido.

El Parque geológico cuenta con un centro de visitantes, que desafortunadamente no pudimos visitar, ya que los Domingos por la tarde y Lunes permanece cerrado, y donde los visitantes pueden obtener información mediante audiovisuales, maquetas y paneles. Menos mal que llevábamos con nosotros bibliografía suficiente para realizar la vista por nuestra cuenta.

Ya en el campo, el Parque posee 11 puntos singulares y recorridos, que cuentan con señales de situación de los afloramientos y comienzos de itinerario, señales de estacionamiento de vehículos, y flechas que permiten seguir el itinerario fuera de las vías de circulación rodada. Los paneles se encuentran realizados en cerámica serigrafiada.

Punto 1, Panorámica general del paisaje y geología de Aliga: Desde este primer punto, situado sobre calizas de edad Jurásica, puede observarse una espectacular panorámica del Parque Geológico, y gracias a dos paneles panorámicos orientados hacia el NW y SW, podremos reconocer las distintas unidades estratigráficas más representativas, arcillas Triásicas (Keuper), calizas (Jurásicas), calizas y margas Cretácicas, todas ellas afectadas por pliegues cuyos ejes tienen dirección N-S y E-W, dos direcciones que nos muestran dos etapas distinta de plegamiento. Sobre estos materiales, discordantemente (es decir horizontales sobre el Cretácicos plegado) se pueden observar conglomerados Miocenos.


Panorámica NE desde punto 1

Panorámica SW desde punto 1


Transición Triásico-Jurásico
Posible laminación algar. Jurásico
 Punto 2: Desde este punto pueden observarse los materiales más antiguos de la serie. Se trata del transito Triásico-Jurásico, caracterizado por  arcillas, dolomías blancas, carniolas (calizas de aspecto caótico por la disolución de evaporitas, en las que pueden reconocerse buenos ejemplos de moldes de sales disueltas) y finalmente calizas, ya de edad Jurásica y en la que pueden distinguirse con mucha atención (recomendable una lupa de mano) restos de crinoides, artejos sueltos principalmente. También observamos laminaciones que interpretamos como producidas por algas.
  
Punto (itinerario) 3: A partir de aquí podemos recorrer la secuencia completa del Cretácico inferior. Son facies Purbeck-Weald. Utilizamos el término facie para definir un tipo de sedimento con unas características litológicas, paleontológicas  y sedimentológicas muy determinadas, por lo que es muy útil para los geólogos. Así, cuando nos referimos a facies Purbeck-Weald, sabemos que se trata de sedimentos continentales, del Cretácico inferior, que pueden variar desde sedimentos lacustres, fluviales a litorales. En este caso la secuencia comienza con calizas lacustres, que en los tramos inferiores son algo arenosas y presentan ripples de corriente, mientras que en los superiores abundan los oogonios, gametofitos femeninos de algas caráceas, que pueden verse in situ. Posteriormente, según continuamos por el itinerario marcado hacia el SW, aparecen arcillas y arenas de colores rojizos, que corresponden a sedimentos fluviales. Finalmente, sobre los anteriores, aparecen sedimentos arenoso-calcáreos de albufera o bahía, y que marcan el inicio del ascenso del nivel del mar, que llegará posteriormente a inundar la zona. Estas subidas del nivel marino las denominamos transgresiones marinas, y tienen que ver con variaciones en la altura del nivel del mar, o variaciones en la topografía (subsidencias o elevaciones).


Coral Fm Villarroya de los Pinares
Orbitolinas, Fm Villarroya de los Pinares
Punto (itinerario) 4: Este itinerario comienza a continuación del anterior, en el cercano barrio minero de Santa Bárbara. Este punto se caracteriza por las crestas calcáreas muy inclinadas, que son cortadas perpendicularmente por la carretera, lo que facilita la observación de las tres formaciones que las componen: Fm Chert, Fm Forcal y Fm Villarroya de los Pinares, y que se conocen con el término de facies Urgoniana. Se trata de sedimentos de carácter marino y, la primera de las formaciones corresponde a un medio poco profundo próximo a la costa formado por calcarenitas cementadas que dan resalte. La Fm Forcal marca el paso a un ambiente submareal más profundo, por debajo del nivel de acción de las mareas, caracterizado por margas blandas intercaladas por bancos más duros de calizas bioclásticas, plagadas de bivalvos rotos que podrían corresponder a niveles de tormentas, lo que mostraría un carácter abierto y bien comunicado de la zona. Finalmente en la Fm Villarroya se vuelve a un ambiente de plataforma somera (lo que marca el inicio de la regresión marina, retirada del mar) en el que viven rudistas, corales y abundan las orbitolinas, un tipo de protozoo unicelular que segrega una concha. Son conocidos comunmente como foraminíferos o plancton, y son muy útiles en bioestratigrafía y paleoecología. 
Transición Utrillas-Cretácico sup.

Esta regresión marina que comienza con la Fm Villarroya continúa hasta la retirada total del mar, sedimentándose arenas, lutitas y lignitos de las formaciones Escucha y Utrillas, típicos de zonas pantanosas y fluviolacustres. Estos sedimentos son fácilmente erosionables por lo que dan muy poco resalte en comparación con las formaciones anteriores.







Continuará...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada